Aprenda cómo evitar ser víctima del fraude migratorio

Aprenda cómo evitar ser víctima del fraude migratorio

Actualmente es muy común que personas inescrupulosas consoliden empresas falsas ofreciendo servicios de asesorías de inmigración, todo con el fin de estafar a sus clientes por medio del cobro de grandes sumas de dinero, promesas imposibles y cero resultados. Para evitar este tipo de situaciones y para salvaguardar su tiempo y su dinero, le traemos algunos consejos. Tome nota y no se convierta en víctima del fraude migratorio.

Para empezar, es considerado como fraude migratorio, cualquier situación en la que una empresa asesora, consultorio jurídico, abogado o persona en general ofrece servicios relacionados a consecución de visa o renovación de la misma, de manera inmediata o bajo promesas que lucen casi inalcanzables. De igual modo, se considera fraude cuando la parte que promete su asesoría incumple con lo acordado en el contrato realizado, presentando un engaño y una vulneración de derechos, y el candidato es el principal perjudicado.

 

Le puede interesar: Primus Immigration y su asesoría jurídica en los procesos de inmigración a Canadá.

 

Por ello desconfíe:

  • Cuando se garantiza la consecución del estado de Residente Temporal o Permanente.
  • Cuando se ofrece estabilidad laboral, académica y económica.
  • Cuando se ofrecen múltiples oportunidades monetarias en el país al que se desea viajar.
  • Cuando ofrecen resultados casi inmediatos.
  • Cuando hacen cobros anexos que no han sido acordados o mencionados en el contrato inicial.
  • Cuando presumen contactos o influencias con entidades migratorias.
  • Cuando solicitan pagos anticipados y sin revisar su perfil.

 

Ser víctima de fraude es muy fácil, pero esto puede ser evitado si uno conoce los detalles en cuanto a información e investigación a la hora de contratar un servicio de asesoría. Por ello:

Verifique las certificaciones y autorizaciones:

Algo esencial a la hora de contratar una asesoría, es el conocer y verificar los permisos y credenciales tanto de la empresa como de sus abogados. Recuerde, esta información debe estar disponible para su consulta y provenir de fuentes oficiales. No contrate un servicio, si quien lo asesora no posee certificaciones o credenciales que constaten su nivel de profesionalismo.

 

Desconfíe de promesas de estabilidad:

Un bufete jurídico y de asesoría es eso, un lugar en el que podrán ayudarlo en su proceso de solicitud de inmigración por medio de un análisis detallado de su caso, todo con el fin de encontrar el programa que más se ajuste a su perfil y a sus necesidades.

Tenga siempre en cuenta que, mediante estos servicios legítimos, nunca se garantiza una estadía, empleo, educación o la adquisición de cualquier tipo de visa. En efecto, la decisión de otorgar la visa o permiso que el candidato solicita solo está en las manos de las entidades de inmigración competentes.

 

Revise detenidamente la información:

Página web, redes sociales y demás, que demuestren que en realidad poseen información de calidad y útil para usted. Recuerde que no todo lo que está en la internet es verdad y hay muchas páginas web y blogs en las redes sociales que no contienen la información adecuada o que, en vez de informar, hacen lo contrario. Si usted desea verificar alguna información que se le provee, es aconsejable ir a las fuentes formales y oficiales, como las de gobierno o entidad de inmigración que corresponda. No confíe en blogs o páginas web que solamente dan opiniones sin tener conocimiento de un caso en particular o de los procesos legales a profundidad.

De igual modo verifique si la firma cuenta con espacios de información debidamente organizados como conferencias, encuentros o grupos de discusión. Recuerde, una empresa bien establecida y seria, hace todo de manera pública, brinda información eficaz y concisa y cuenta con medios que les ayuden a sus clientes a confirmar su veracidad.

 

Observe los comentarios positivos y negativos con cautela:

 Lastimosamente este punto puede ser extremadamente subjetivo, ya que existen múltiples plataformas que se prestan para realizar trabajos de competencia desleal, por lo que es muy habitual leer frases como:

 

 “Sus precios son muy altos”.

“No pague por algo que usted puede hacer”.

“Lo único que hacen es mandarlo a recopilar documentos”.

 

Recuerde, cada asesor, abogado o consultor posee costos distintos, y está en usted aceptar o no la oferta. De igual modo, tome en cuenta que lo que ellos brindan es su asesoría, lo cual es lo que usted requiere como servicio. Ciertamente, la culminación exitosa de un proceso de inmigración depende del perfil del candidato, pero una asesoría legitima es una guía para que pueda hacerlo de la mejor manera y siguiendo todos los protocolos.

 

Le puede interesar: ¿Qué es Primus Immigration?

 

Nosotros contamos con todas certificaciones necesarias para el ejercicio del deber jurídico, si desea consultarlo, puede ingresar a:

 

No se deje engañar y consulte con profesionales. Para mayor información no dude en contactarnos.

 

Somos excelencia.

Somos Primus Immigration.